Pages Navigation Menu

Intolerancia a la glucosa: Dieta más adecuada para la hiperglicemia

Compártelo:

Intolerancia a la glucosa
Intolerancia a la glucosa: Dieta más adecuada para la hiperglicemia. La intolerancia a la glucosa es una fase anterior a la diabetes y se produce porque nuestro organismo posee los niveles de glucosa en la sangre muy elevados. Es un problema que se debe tratar para no acrecentar las posibilidades de sufrir problemas de corazón o diabetes. 

Si sufres problemas de intolerancia a la glucosa debes saber que con una alimentación adecuada y ejercicio físico puedes mantener los niveles de azúcar en sangre dentro de lo normal sin que se disparen.

A continuación te damos las claves para seguir una dieta recomendable y frenar la hiperglicemia:

  • Toma pescado tres veces por semana. El pescado azul es rico en ácidos grasos omega-3 y disminuye los triglicéridos.
  • El aceite de oliva es uno de tus mejores aliados. Es rico en grasas monoinsaturadas, es decir, aquellas que no elevan el colesterol.
  • Acostúmbrate a los carbohidratos. En este grupo se encuentran las legumbres y los cereales, así como la pasta o la fruta y la verdura.
  • Reduce al máximo los azúcares. Prueba bebidas sin azúcar, evita los dulces, gominolas…
  • Aprende a tomar alimentos con fibra. Sería recomendable ingerir un 25% de estos alimentos al día.
  • La preparación de los alimentos debe hacerse con un aporte mínimo de grasa. Cocina a la plancha, a la parrilla o hirviendo los alientos.
  • Reduce la sal.
  • Evita el consumo de alcohol. Aunque pienses que un consumo ocasional no te hará daño, piensa que las bebidas alcohólicas suelen tener altos porcentajes de azúcar, como el ron.

A parte de una dieta adecuada es conveniente que realices ejercicio físico de forma regular con el fin de quemar grasas. De este modo estarás ayudando a regular los niveles de azúcar. Sal a caminar o practica algún deporte que te llame la atención para evitar dejarlo a los pocos días.

Cada vez más gente sufre alguna intolerancia, como a la fructosa. Lo mejor es que tomes nota de los alimentos prohibidos y sigas las pautas de tu médico.

Además, si eres fumadora, lo más aconsejable es que dejes de fumar. Eres más propensa a sufrir enfermedades cardiovasculares si no abandonas este mal hábito.

Desde Fórmula Mujer te animamos a que mejores tus hábitos y los vuelvas más saludables. Tu organismo te lo agradecerá y tú te sentirás mejor por dentro, ¡garantizado!

Fuente Foto – Medcon